Coca de llardons (chicharrones)


Llega la verbena de San Juan. En Cataluña es super típico comer coca y cava mientras ves las hogueras en llamas. 

Hay varios tipos de coca, pero en casa , la que triunfa, sin lugar a dudas, es la coca de llardons (chicharrones). Esta receta me la enseñó a hacer mi amiga Loli de marcha nórdica y desde entonces está en el top de aquellas cosas que te hacen llevar cuando vas a una fiesta con amigos.  

Además, es tan fácil que aunque esta receta tendría que haberla puesto algún día antes de la verbena  para que tuvierais tiempo de prepararla (lo siento me ha pillado el toro) Se puede salir a comprar los ingredientes en un momento y triunfar esta noche. 

Aunque, insisto, están buena y fácil que la podeis utilizar tantas veces como queráis sea día de verbena o no. 

El hojaldre lo podéis hacer vosotros mismos pero dado que no tenemos tiempo lo mejor es utilizar unas planchas de hojaldre ya hecho. 

INGREDIENTES: (para una coca) seguro que hacéis más de una

  • 1 paquetes de pasta de hojaldre 
  • 125 g de chicharrones
  • 50 g de piñones
  • Azúcar
  • 1 yema de huevo (opcional)

PREPARACIÓN:

Nada más fácil, extendemos la masa de hojaldre hasta el tamaño de la bandeja del horno. Mientras tanto, habremos puesto el horno a calentar a 200°

Pincharemos la masa con un tenedor a lo largo de toda su superficie por qué no nos interesa que suba demasiado. Podemos batir una yema de huevo y pintar por encima, pero esto es opcional dependiendo si os gusta más doradita o menos

Ahora, trituraremos (a mano, yo los meto en una bolsa y a golpe de rodillo jeje) los chicharrones pero, que no nos quede excesivamente pequeños, no queremos polvos de chicharrón, queremos trocitos pequeños. 

Esparciremos los chicharrones por encima de la masa de hojaldre que previamente habremos puesto sobre un papel de hornear en una bandeja para el horno. Es conveniente que toda la base quede cubierta. 

Hay otra opción que es dividir la placa de hojaldre en dos y integrar los chicharrones en el interior de las dos capas pero como ya os he dicho que esta es una receta fácil utilizaremosla primera opción. 

Una vez tengamos esparcidos los chicharrones, espolvorearemos abundantemente azúcar con la mano para que se integre con los chicharrones. 

Ahora, meteremos la bandeja en el horno, al cual le bajaremos un poco la temperatura, sobre unos 170° y lo dejaremos unos 15 minutos hasta que esté dorada. 

Pero un poquito antes, sacaremos la bandeja del horno y espolvorearemos los piñones por encima, ya que si los ponemos al principio es muy probable que se tuesten demasiado y se quemen. 

Ya os dije que no podríamos hacer solo una

Y ahora ya está. Habéis visto que fácil. Ya podemos celebrar la verbena de St.Juan. Solo tendremos que añadir una buena copa de cava, y a disfrutar!!

Puerros asados con salsa romesco, o falsa calçotada

Uno de los platos típicos de Cataluña son los calçots, ya os explicaré en otro momento como hacerlos. Pero os adelanto que son  una variedad de una cebolla blanca (Allium Cepa L.) que se cultiva de una manera muy especial para que sea alargada, y que resulta ser uno de los platos típicos por excelencia de la gastronomía catalana.


Lo habitual a la hora de comer caçots es hacerlo en familia o en reuniones de amigos alrededor de unas buenas brasas. 

El “problema” es que los calçots se consumen desde noviembre hasta mediados de abril , así que como me apetecían mucho decidí que tendría que buscar un sustituto. Y de ahí salió este plato. 

Además ha quedado un plato muy saludable y bueno. 
INGREDIENTES:

  •  puerros tirando a grandes 
  •  salsa Romesco
  •  sal 
  • aceite de oliva virgen extra
  • un vaso de agua

PREPARACIÓN :

lo primero que tendremos que hacer es limpiar muy bien los puerros. Les quitaremos la raíz, la parte verde y dejaremos solo el centro blanco. Además  los pelaremos quitándoles un par de capas. Para asegurarnos que queden bien limpios de tierra. Los pasaremos luego por debajo del grifo y los limpiaremos bien con agua. 

Precalentamos el horno a 180º 

Ahora pondremos los puerros en una bandeja de horno. Yo acostumbro a cortarlos por la mitad para que queden mejor. Les pondremos un poco de sal por encima y los rociaremos con aceite de oliva virgen extra y luego tiraremos en la bandeja el vaso de agua con lo que conseguiremos que no se resequen. 
Horneamos los puerros durante  unos 15 minutos por cada lado o hasta que estén ligeramente dorados, pero jugosos, no queremos que se tuesten y se resequen sino no sabrían a nada.

Ahora solo tendremos que sacarlos del horno y servirlos bien calientes acompañados de una buena salsa romesco. 
En cuanto a la salsa romesco hay una gran disparidad de caracteres porque cada persona con la que hablado hace la suya con sus particularidades. 

A mi, una de las salsas que más me gusta es la que hace mi amiga Lola. En cuanto me pase la receta os la digo, pero para salir del paso podéis utilizar alguna salsa romesco ya preparada en conserva que la verdad también da muy buen resultado. 

Y ahora, aunque fuera de temporada, a disfrutar!!

Pollo al horno con manzana


Hola, hoy os voy a poner otro de esos platos de horno que son super fáciles y que nos permiten estar haciendo otra cosa mientras el horno trabaja. 

Estamos hablando de la típica pechuga de pollo pero, claro, un poco arreglada para que quede más buena. 

Ya sabéis, que siempre intento darle la vuelta a la pechuga de pollo para que no sea el típico plato aburrido. en esta ocasión me encontré con unas pechugas de pollo y una manzana a la que ya le quedaba poco tiempo de frescor. Así que me dije, ¿por qué no juntarlas y además hacer un plato sano?

INGREDIENTES (para 2)

  • Dos pechugas de pollo
  • Una manzana
  • Pimentón dulce
  • Sal y pimienta

PREPARACIÓN. 

Como veis, los ingredientes son mínimos pero el resultado vale la pena. 

Empezaremos poniendo el horno a calentar a 180 °C. 

A continuación cogeremos un papel de hornear y pondremos encima las pechugas de pollo que previamente habremos salpimentado. Luego le pondremos el pimentón por encima. 

Después cogeremos la manzana y la cortaremos en gajos, que iremos poniendo por encima de las pechugas de pollo. 

Y, por último, haremos un paquete con el papel de hornear que contenga las pechugas de pollo y que quede totalmente cerrado. Una vez tengamos hecho el paquete lo meteremos en el horno a media altura durante unos 25 o 30 minutos. 

Y ahora, ya está! . Sin haber hecho prácticamente nada, ya tenemos un delicioso plato de pollo al horno con un gustito a manzana que nos encantará. Además es un buen plato para llevarse en tupper al trabajo. 

Y ya sabéis, a disfrutar !!

Bizcocho de algarroba


Durante una salida de Marcha Nórdica por Sant Pere de Ribes, paramos en una bodega y aparte de probar unos maravillosos caldos descubrí el potencial de la algarroba para utilizarla como sustituto del chocolate y para otros usos en la cocina

La algarroba es el fruto del árbol del algarrobo,  es una vaina de color marrón oscuro que puede llegar a alcanzar hasta treinta centímetros de largo y en su interior guarda las semillas. Aunque la algarroba es una legumbre, su uso más común en la cocina es en polvo (harina de algarroba) como sustituto del chocolate en la elaboración de postres y dulces.

Entre otras propiedades, la algarroba, combate el cansancio, protege el sistema cardiovascular, mejora el sistema inmunológico y la memoria. 

Además, en contra de lo que pudiera parecer es muy fácil de localizar

INGREDIENTES:

  • 2 huevos
  • 1 vaso de harina de garbanzo
  • 1/2 vaso de harina de algarroba
  • 1 yogur griego (o una cuajada)
  • 1/4 vaso de aceite de oliva
  • 1 sobre de levadura
  • 2 cucharadas de miel
  • 50 gr de almendras (o nueces) picadas
  • una pizca de sal
  • Coco en polvo

PREPARACIÓN :

Batiremos los huevos con unas varillas. Agregarenos la miel poco a poco y una pizca de sal y seguiremos batiendo. Incorporaremos el aceite y el yogur  y continuaremos batiendo. 

A continuación agregaremos la harina de garbanzo, la harina de algarroba y la levadura y seguiremos batiendo.

Cuando esté todo bien mezclado, untaremos un molde  con mantequilla y lo espolvorearemos con harina de algarroba para que la masa no se no se enganche en las paredes. Agregamos las almendras o nueces picadas y mezclaremos bien.

Ahora verteremos la masa en el molde y lo introduciremos en el horno precalentado a 180ºC durante 30 minutos recordar que cada horno es un mundo.). 

Lo sacamos del horno, desmoldamos y antes de servir lo podemos adornar con un poco de coco en polvo y unas fresas. 

Y ya sabéis, como siempre… a disfrutar!!

Pollo pegajoso

 No sabía qué nombre ponerle a esta receta pero, mi hija me ha sugerido pollo pegajoso así que así se queda!
Esta es otra de esas recetas en las que, tomando un producto tan sencillo como el pollo podemos hacer un plato fácil rápido y apetitoso

INGREDIENTES

  • Unos 100 g de salsa de tomate
  • 1 cucharada de Aceite de Oliva
  • 2 cucharaditas de ajo picado
  • Una pizca  de Comino
  • Una pizca de paprika picante
  • ½ cucharadita de mostaza 
  • 1/3 taza de zumo de piña 
  • 1/3 taza de jarabe de arce 
  • ¼ de taza de vinagre de manzana
  • 1 cucharadita de sal 
  • Y el pollo, yo he utilizado contramuslo (1 por persona)

PREPARACIÓN :

Precalentaremos el horno a 180°C .

Calentaremos el aceite de oliva a fuego medio en una cacerola y agreguaremos la pasta de tomate (si no tenéis natural podéis utilizar en conserva) , el ajo, el comino , la paprika y la mostaza y saltearemos todo medio minuto 

A continuación salpimentamos el pollo y lo ponemos en una bandeja para horno.   Verteremos la salsa sobre el pollo, asegurándonos que quede cubierto por todas partes 

Hornearemos a media altura hasta que el pollo quede tierno (depende del horno pero unos 30 minutos aproximadamente) dándole la vuelta a media cocción

Ya solo nos queda emplatar y a disfrutar!!

Lomo de cerdo con salsa de arándanos

No acostumbro a comer mucho cerdo, no es que tenga nada en contra pero no suelo comprarlo. Pero de vez en cuando sí que lo compro y hoy he comprado unos trozos de lomo y he preparado una receta que os voy a poner a continuación. 

Como el cerdo acostumbra a combinar muy bien con salsas agridulces he pensado que podría acompañalo con una salsa de arándanos y la verdad es que el resultado ha sido muy rico. 

En realidad es un plato muy sencillo pero que queda muy resultón, lo puede servir incluso para una comida de fiesta

INGREDIENTES (para 2) :

  • Unos dos o tres cortes de lomo por persona (unos 350g)
  •  1  Limón
  •  1 Pizca de Sal y pimienta

Y para la Salsa de arándanos

  • 75 Gramos de Arándanos
  • 1 copa de Cava ( puedes utilizar vino blanco)
  • 1 mandarina (o una naranja)
  • 1 cucharadita de jarabe de arce
  • 1 cucharadita de miel

PREPARACIÓN :

Primero empezaremos haciendo la salsa de arándanos 

Si los arándanos no son frescos, pues también se puede hacer con arándanos secos, previamente los habremos dejado en remojo una media hora para que se hidraten. 

Exprimiremos la naranja o la mandarina y echaremos el zumo en un cazo y añadiremos el cava. Agregaremos la parte dulce, es decir la miel y el jarabe de arce y cocinaremos a fuego lento durante unos 20 minutos. La fruta debe quedar suave y totalmente hidratada, la retiraremos del fuego y salpimentaremos y a continuación la pasaremos a la trituradora reservando algunos arándanos para decorar, trituraremos y reservaremos la salsa. , 

Ahora simplemente tendremos que salpimentar la carne y rociarla con el zumo de limón. Luego, en una sartén con aceite echaremos los trozos de carne y los cocinaremos unos minutos por cada lado, hasta que estén dorados.

Finalmente serviremos la carne y la cubriremos con la salsa agridulce.

Y como siempre, a disfrutar!!

Bacalao con Judías verdes y aceitunas

Hola, hoy os propongo un plato de pescado y verdura mega saludable. También es fácil y muy gustoso. Sobre todo a las judías verdes le da un toque que habitualmente no tienen. Las judías verdes es otro de esos platos que suelen ser aburridos, pasa lo mismo con la pechuga de pollo, pero para la pechuga ya os he dado algunas ideas; tomad nota de esta idea para las judías verdes. 

INGREDIENTES: (para2)

  • 150 g de judías verdes
  • 200 g de bacalao desalado
  • Unas aceitunas negras sin hueso
  • 2 cucharadas de perejil picado
  • Pimentón dulce
  • 1 diente de ajo
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Aceite de oliva refinado o de girasol
  • Sal y pimienta negra recién molida

PREPARACIÓN:

Pondremos una olla a calentar con agua, mientras hierve, cortaremos las judías en trozos pequeños. Las coceremos en el agua  unos 5 minutos, máximo pues no queremos que se pasen. 

Mientras hierven, prepararemos un recipiente con agua fría y hielo y a los cinco minutos sacaremos las judías y las pasaremos por el agua fría para parar la cocción. Las sacamos del agua y las reservaremos. Veréis que color más bonito que han cogido. 

Poner en un bol 8 cucharadas de aceite de oliva virgen extra, el perejil, el ajo aplastado con el lado de un cuchillo, las aceitunas (podéis cortarlas a rodajas), sal y pimienta negra. Remover y reservar.

Cortar el bacalao en trocitos pequeños. Poner abundante pimentón en un bol y rebozar en él el bacalao haciendo que se impregne por todas las caras. Cuando ya esté rebozado sacudirlo bien para quitar el exceso de pimentón ya que si quedan grumos luego se reseca demasiado.  

A continuación pondremos una cazuela al fuego con aceite pero a baja temperatura. Introduciremos el bacalao y lo mantendremos a fuego muy suave hasta que empiecen a salir pequeñas burbujas del pescado. 

A partir de ese momento apagaremos el fuego y lo dejaremos un par de minutos para que se acabe de hacer. 

Pasado ese tiempo sacaremos el bacalao con cuidado con una espumadera y resérvaremos. 

Mezclaremos las judías con con la mayor parte del aliño que hemos hecho con el aceite y las aceitunas, pero retiraremos el ajo.  Nos reservaremos una parte de este aliño para ponerlo por encima del bacalao. 

Ahora emplataremos empezando por poner una base de judías con su aliño y el bacalao por encima rociando con el resto del aliño. 

Se puede servir caliente o a temperatura ambiente. Pero de cualquiera de las dos maneras, a disfrutar!!