Coca de llardons (chicharrones)


Llega la verbena de San Juan. En Cataluña es super típico comer coca y cava mientras ves las hogueras en llamas. 

Hay varios tipos de coca, pero en casa , la que triunfa, sin lugar a dudas, es la coca de llardons (chicharrones). Esta receta me la enseñó a hacer mi amiga Loli de marcha nórdica y desde entonces está en el top de aquellas cosas que te hacen llevar cuando vas a una fiesta con amigos.  

Además, es tan fácil que aunque esta receta tendría que haberla puesto algún día antes de la verbena  para que tuvierais tiempo de prepararla (lo siento me ha pillado el toro) Se puede salir a comprar los ingredientes en un momento y triunfar esta noche. 

Aunque, insisto, están buena y fácil que la podeis utilizar tantas veces como queráis sea día de verbena o no. 

El hojaldre lo podéis hacer vosotros mismos pero dado que no tenemos tiempo lo mejor es utilizar unas planchas de hojaldre ya hecho. 

INGREDIENTES: (para una coca) seguro que hacéis más de una

  • 1 paquetes de pasta de hojaldre 
  • 125 g de chicharrones
  • 50 g de piñones
  • Azúcar
  • 1 yema de huevo (opcional)

PREPARACIÓN:

Nada más fácil, extendemos la masa de hojaldre hasta el tamaño de la bandeja del horno. Mientras tanto, habremos puesto el horno a calentar a 200°

Pincharemos la masa con un tenedor a lo largo de toda su superficie por qué no nos interesa que suba demasiado. Podemos batir una yema de huevo y pintar por encima, pero esto es opcional dependiendo si os gusta más doradita o menos

Ahora, trituraremos (a mano, yo los meto en una bolsa y a golpe de rodillo jeje) los chicharrones pero, que no nos quede excesivamente pequeños, no queremos polvos de chicharrón, queremos trocitos pequeños. 

Esparciremos los chicharrones por encima de la masa de hojaldre que previamente habremos puesto sobre un papel de hornear en una bandeja para el horno. Es conveniente que toda la base quede cubierta. 

Hay otra opción que es dividir la placa de hojaldre en dos y integrar los chicharrones en el interior de las dos capas pero como ya os he dicho que esta es una receta fácil utilizaremosla primera opción. 

Una vez tengamos esparcidos los chicharrones, espolvorearemos abundantemente azúcar con la mano para que se integre con los chicharrones. 

Ahora, meteremos la bandeja en el horno, al cual le bajaremos un poco la temperatura, sobre unos 170° y lo dejaremos unos 15 minutos hasta que esté dorada. 

Pero un poquito antes, sacaremos la bandeja del horno y espolvorearemos los piñones por encima, ya que si los ponemos al principio es muy probable que se tuesten demasiado y se quemen. 

Ya os dije que no podríamos hacer solo una

Y ahora ya está. Habéis visto que fácil. Ya podemos celebrar la verbena de St.Juan. Solo tendremos que añadir una buena copa de cava, y a disfrutar!!

Anuncios

Bizcocho de algarroba


Durante una salida de Marcha Nórdica por Sant Pere de Ribes, paramos en una bodega y aparte de probar unos maravillosos caldos descubrí el potencial de la algarroba para utilizarla como sustituto del chocolate y para otros usos en la cocina

La algarroba es el fruto del árbol del algarrobo,  es una vaina de color marrón oscuro que puede llegar a alcanzar hasta treinta centímetros de largo y en su interior guarda las semillas. Aunque la algarroba es una legumbre, su uso más común en la cocina es en polvo (harina de algarroba) como sustituto del chocolate en la elaboración de postres y dulces.

Entre otras propiedades, la algarroba, combate el cansancio, protege el sistema cardiovascular, mejora el sistema inmunológico y la memoria. 

Además, en contra de lo que pudiera parecer es muy fácil de localizar

INGREDIENTES:

  • 2 huevos
  • 1 vaso de harina de garbanzo
  • 1/2 vaso de harina de algarroba
  • 1 yogur griego (o una cuajada)
  • 1/4 vaso de aceite de oliva
  • 1 sobre de levadura
  • 2 cucharadas de miel
  • 50 gr de almendras (o nueces) picadas
  • una pizca de sal
  • Coco en polvo

PREPARACIÓN :

Batiremos los huevos con unas varillas. Agregarenos la miel poco a poco y una pizca de sal y seguiremos batiendo. Incorporaremos el aceite y el yogur  y continuaremos batiendo. 

A continuación agregaremos la harina de garbanzo, la harina de algarroba y la levadura y seguiremos batiendo.

Cuando esté todo bien mezclado, untaremos un molde  con mantequilla y lo espolvorearemos con harina de algarroba para que la masa no se no se enganche en las paredes. Agregamos las almendras o nueces picadas y mezclaremos bien.

Ahora verteremos la masa en el molde y lo introduciremos en el horno precalentado a 180ºC durante 30 minutos recordar que cada horno es un mundo.). 

Lo sacamos del horno, desmoldamos y antes de servir lo podemos adornar con un poco de coco en polvo y unas fresas. 

Y ya sabéis, como siempre… a disfrutar!!

Revuelto de espárragos y bacón


Ya os he puesto en alguna ocasión alguna receta de revoltillo, como la que puse en otoño en temporada de trompetas de la muerte.  

Pero hoy os voy a poner otra que también está muy buena, es el típico revuelto de huevo y espárragos pero con un toquecito que lo hace muy interesante. 

INGTEDIENTES (para 2)

  • 3 huevos
  • Unos 9 espárragos verdes
  • 100 grs. de panceta (bacon)
  • 1 cebolleta pequeña
  • 1 diente de ajo
  • aceite
  • sal
  • agua

PREPARACIÓN:

Coceremos los espárragos limpios y pelados en agua con sal durante 15 minutos aproximadamente. (recordad que para obtener la parte más sabrosa del espárrago hay que doblarlos hasta que hagan crack y quedarse con la parte de la punta, el resto lo podemos utilizar para hacer una crema). 

Una vez cocidos los escurriremos y trocearemos.  También trocearemos muy pequeñito la cebolleta y el ajo

En una sartén con aceite, pocharemos la cebolleta, y los ajos picados con un poco de sal. A continuación, agregamos el bacón en dados y lo freímos todo.  

Añadiremos los espárragos, y los saltearemos. Ahora tenemos que poner los huevos, podemos batirlos antes o echarlos directamente e ir batiendo encima de la sartén. Dependiendo de cómo lo hagamos, nos quedará más amarillo o menos. Nos vamos mezclando todo bien hasta que cuaje.

Ya tenemos preparado nuestro revuelto de espárragos verdes y bacón. Los emplatamos y, a disfrutar!!

Blinis paleo

Con sardinas en aceite
Aunque comas paleo y el pan no esté dentro de los alimentos incluidos en este tipo de dieta, a veces te apetece alguna cosa que queda muy bien con pan. Bueno, pues eso no es problema. Hoy os voy a enseñar a hacer “blinis” pero según la “filosofía” paleo. 

En realidad no es un blini ya que, un blini es una tortita fina (especie de crêpe) de origen principalmente eslavo a base de harina, huevos, leche y levadura que puede comerse cocida en el horno o frita, con o sin relleno alguno.  Y este que yo os voy a enseñar tiene un parecido razonable pero es más “paleo” ya que la harina es de coco y no lleva leche. Pero algún nombre le tenía que dar. 
INGREDIENTES:(para unos 10 blinis)

  • 4 huevos 
  • 1/4 de taza de aceite de coco
  • 1/2 taza de harina de coco
  • 1/4 cucharadita de polvo de hornear (bicarbonato)
  • 1/2 taza de leche de coco o agua mineral
  • 2 pizcas de sal

PREPARACIÓN 

Mezclaremos todo junto (excepto el componente líquido (sea agua o leche de coco) hasta que esté espeso pero maleable.  Luego añadiremos el agua o la leche de coco y continuaremos removiendo hasta que esté como una masa fluida. 

Pondremos aceite en una sartén a fuego medio, y luego cogeremos la mezcla con una cuchara e iremos depositándola en la sartén de una en una, dejando que se haga y dándoles la vuelta cuando estén hechas por un lado. 


Una vez las tengamos hechas, podemos utilizarlas así tal como van o como base para ponerle alguna cosa que nos guste encima. 

Con jamón serrano

Puedes hacerlos más grandes o pequeños, incluso minis a modo de canapés de bocado, para servirlos con dulce o salado, como más te guste.

Con cangrejo, tomate cherry y salsa rosa

Con fresas, crema de coco y jarabe de arce

Bien, pues, elijáis lo que elijáis para poner por encima en cualquier caso, a disfrutar!!

Mermelada de bacon

Hoy os pongo una receta para alucinar. Si si, para alucinar, no solo por lo que es, sino por lo bueno que está. Sí, aunque os parezca que no habéis leido bien, existe una receta de mermelada de bacon. 

En realidad se llama mermelada pero podríamos decir que es una deliciosa salsa agridulce que os enamorará. Es una receta perfecta tanto para comer sola con unas tostadas, como para acompañar carnes, rellenar empanadas o endulzar hamburguesas. Además tiene la ventaja de que se conserva bien varias semanas en la nevera.

Es una receta muy sencilla de preparar. La única pega que podemos encontrarle es que requiere de más de una hora de cocción a fuego lento, pero os aseguro que la espera merecerá la pena.

Yo sé que muchos al ver esta receta dudareis mucho entre prepararla o no. Bien, parece lógico, pero os aseguro que cuando la tengáis preparada diréis que ha valido la pena. A todo el mundo que se la doy a probar queda alucinado

INGREDIENTES 

  • 250 gr. de bacon,
  •  1 cebolla grande, 
  • 4 dientes de ajo, 
  • 4 cucharadas de azúcar moreno, 
  • 4 cucharadas de vinagre de manzana, 
  • 4 cucharadas de sirope de arce, 
  • 1 taza de café, 
  • comino, 
  • pimienta 
  • un chorrito de bourbon o coñac.

PREPARACION

Cortamos en trozos pequeños el bacón. En una sartén con un poco de aceite ( o incluso sin él) lo doramos, cuando ya esté, lo sacamos y lo dejamos encima de papel absorbente para eliminar el exceso de grasa. Lo mejor es hacerlo a fuego no muy fuerte, para que no se queme, pero que se vaya dorando. Sí, asusta ver la cantidad de grasa que suelta no os preocupéis siempre se puede quitar luego. 

Salteamos en la misma sartén ( si ha quedado mucho aceite lo retirais)  la cebolla bien picada. Cuando empiece a transparentar, añadimos el ajo igualmente picado. Seguimos salteando un poco más, añadimos el vinagre de manzana (también vale cualquier otro vinagre) y dejamos que reduzca.
Volvemos a añadir el bacon en la sartén  junto con el azúcar moreno, el sirope de arce (se puede cambiar por miel), el café, un chorretón de bourbon o coñac, una pizca de comino y otra de pimienta. 

Removemos bien, bajamos el fuego y dejamos cocer a fuego lento durante unos 90 minutos, o hasta que veamos que la salsa se ha convertido en una especie de mermelada pegajosa.


Las mermeladas convencionales se sirven desde la nevera pero ésta está más rica tibia, así que no dejéis que se enfríe o la calentáis un poco antes de servir 

Podríais utilizarla directamente de la sartén, pero yo la trituro y la guardo en un bote de cristal. 

En la siguiente foto he puesto unas tostadas con queso brie y la mermelada de bacon y estaban espectaculares


Pero la podéis utilizar de muchas maneras. Como salsa para hamburguesas está genial. 

En cualquier caso animaros a hacerla y ya veréis que exitazo. Y ya sabéis, a disfrutar!!

Boniato asado con salsa de yogurt

Esta receta va dedicada. Normalmente no suelo dedicar la recetas pero el otro día hablaba con Carmen y me dijo que últimamente estaba  comiendo muchos boniatos y que le estaban yendo muy bien para la salud, por lo que he pensado que le puede ir muy bien a ella y a todos. Ya os he explicado en algún otro post como asar los Boniatos. Bien, pues ese es el primer paso. 

INGREDIENTES 

Por persona

  • 1 boniato mediano
  • Un yogur griego (sin azúcar) 
  • 1/2 cebolleta. 
  • Un poco de mantequilla
  • eneldo, cebollino, albahaca
  • Limón
  • Vinagre de manzana
  • sal & pimienta

PREPARACION

Asamos los boniatos en el horno como ya os he explicado (a 220º durante unos 40 mints) 

Picamos la cebolleta muy pequeñita, no, de verdad!! muy pequeñita y la mezclamos con el yogur, a continuación  añadimos las hierbas. Si os falta alguna hierba nos preocupéis. Le ponemos unas gotitas de vinagre y unas gotitas de limón (ojo unas gotitas) una pizca de sal y pimienta y reservamos.

Una vez asados los boniatos, los sacamos del horno y los ponemos en el plato, los cortamos a lo largo y los abrimos un poco (haciendo unos cortes en varios sentidos para que sea más fácil de comer y la salsa se mezcle mejor. Añadimos un poco de  mantequilla cortada en finas lonchas para que se derrita. Cubrimos con la salsa. Si nos sobra salsa podemos ponerla aparte ( al final, aunque esté aparte ya veréis que no sobrará ). 

Veréis que el sabor dulce del boniato combinado con el amargo del yogur crea una combinación espectacular, por lo que solo nos quedará servir y a disfrutar!!

Huevos revueltos con trompetas de la muerte

Otoño temporada de setas, y lo repetiré hasta la saciedad. Siempre recomiendo comer el producto de temporada y para otoño que mejor que las setas!. Y qué plato más fácil hay con setas que un revoltillo. Pues eso, esta mañana necesitaba un desayuno proteico y he pensado que ¿qué mejor que coger esas trompetas de la muerte que compré ayer y unos buenos huevos camperos y prepararme un super desayuno para dar energía el resto del día? Y en eso me he puesto, ahora os explico cómo, aunque están sencillo….
INGREDIENTES

  • Un par de huevos (Ojo en la foto hay cuatro porque el desayuno era para dos)
  • Un puñado de trompetas de la muerte (Craterellus Cornucopioides) 
  • Un ajo
  • Aceite de oliva
  • Sal

PREPARACION

Hay varias formas de hacer huevos revueltos. Una de ellas es, cascar los huevos en un bol y batirlos y luego echar esa mezcla a la sartén. Otra forma es separar las claras de las yemas y echar primero las claras batidas en la sartén y luego las yemas e ir rompiendo estas. Pues, cualquiera de las dos formas, la que os guste más, la utilizáis para hacer este revoltillo. Si preferís que os queden totalmente amarillos batirlos y si preferís que os queden trozos blancos y trozos amarillos utilizar el segundo método. (El primero es todavía más sencillo)

Bien pues empezaremos cortando en láminas el ajo y las trompetas de la muerte que también las podemos cortar para que no queden tan grandes. 

Luego pondremos un poco de aceite en la sartén y dejaremos que el ajo vaya friéndose un poquito (ojo que no se queme). A continuación tiramos las trompetas en la sartén y las dejamos que se doren un poco. Cuando ya están doraditas tiramos el huevo (o completo, o primero la clara y luego la yema. Como os guste más)

Contad que al haber hecho las setas la sartén el aceite está lo suficientemente caliente para verter la mezcla de huevos. 

Ir agitando mientras volcáis  la mezcla en la sartén. Bajad el fuego a mínimo.  Es importante que en los huevos revueltos no lo dejéis mucho tiempo porque si no se ponen secos y lo interesante es que queden jugosos. Y también es importante no parar de remover hasta que tengan la  consistencia que queremos. Ahora sólo queda salar, si no habíamos salado directamente a la hacer la mezcla de los huevos.  Cuando estén acabados sacar de la sartén porque si lo dejamos en ella se siguen friendo.  Y ya sólo queda emplatar y disfrutar