Mazorcas de maíz a la barbacoa con mantequilla al limón

El otro día vinieron unos amigos a disfrutar de una barbacoa y para la ocasión preparé estas mazorcas de maíz a la barbacoa con mantequilla al limón. El resultado fue espectacular y por eso me he visto casi “obligado” a poner la receta urgentemente.

La verdad, que pese a lo fácil que es hacerlas, el resultado es muy bueno, por lo que os aconsejo que siempre que podáis las cocinéis, ya veréis como triunfáis

INGREDIENTES:

  • Mazorca de maíz cocida (yo puse una mazorca por cada comensal, pero en vista del éxito os aconsejo poner alguna más porque seguro que repiten) (también la podemos poner cruda pero entonces tendremos que aumentar el tiempo de cocción)
  • 60 g de mantequilla reblandecida
  • l cucharada de eneldo picado
  • l cucharadita de curry en polvo
  • 2 cucharadas de corteza de limón ecológico rallada
  • 1/2 cucharadita de sal gorda
  • Pimienta negra recién molida

PREPARACIÓN :

En principio las haremos a la barbacoa, pero si no las pudierais hacer a la barbacoa siempre la podéis hacer en un grill eléctrico o en una plancha

En la barbacoa de carbón dejaremos que las brasas estén apunto y luego pondremos las mazorcas a fuego mediano ni muy cerca ni muy lejos de las brasas

Mientras las mazorcas van cogiendo color prepararemos la mantequilla al limón.

Rallaremos la piel del limón, teniendo en cuenta de no llegar hasta la parte blanca, pues amargaría. Para hacer la pasta, simplemente iremos aplastando todos los ingredientes en un cuenco hasta obtener una pasta uniforme. Es importante que la mantequilla esté reblandecida.

Dejaremos que las mazorcas se hagan, manteniendo tapada la bbq tanto como sea posible. (Yo cuando están cocidas, acostumbro a cortarlas por la mitad porque así es más fácil distribuirlas)

Si las mazorcas estuvieran crudas y con las hojas, retiraremos unas pocas hojas hasta que veamos los granos a través de las hojas más finas.

Iremos dando vueltas a las mazorcas a menudo para obtener una cocción homogénea. Estarán cuando los granos comiencen a estar en un tono dorado. Si veis que se hace muy rápido siempre podéis alejar un poco las brasas.

Una vez hechas, las cogeremos con cuidado, con unas pinzas, las retiraremos y las dejamos aparte.

Antes de servirlas pondremos las mazorcas, en una bandeja de aluminio desechable. Añadiremos, entonces, la mantequilla aromatizada por encima de las mazorcas y colocaremos la bandeja sobre la parrilla a fuego directo unos cinco minutos. Las mazorcas se calentarán de nuevo y la mantequilla se derretirá, por lo que iremos dando vueltas para que vayan impregnándose del jugo.

Las mantendremos a fuego medio hasta el momento de servir

Ya solo nos quedará, servirlas acompañando a una buena carne y esperar los elogios. Y ya sabéis como siempre, a disfrutar!!

Anuncios

“Carpaccio” de sandía

Se acerca el invierno!! Pero de momento todavía podemos encontrar sandías.. Y que mejor manera que despedir al verano que este Carpaccio de sandía. En realidad el nombre no sería el más adecuado ya que el Carpaccio es un plato que se prepara con filetes muy finos de buey crudo, pero como la sandia está cortada en trozos muy finos parecería un trampantojo, así que con el nombre se queda.

INGREDIENTES:

• Sandía

• Queso Grana Padano (parmesano)

• Aceite de oliva virgen extra

• Escamas de sal

PREPARACIÓN :

Cortamos un trozo de sandía dependiendo de los comensales.

De ese trozo cortamos “filetes” muy finos. Deben ser casi transparentes, por lo que si tenemos habilidad con el pelapatatas podemos utilizarlo, si no, deberemos utilizar un cuchillo muy afilado.

Pondremos estos “filetes” en un plato imitando un Carpaccio.

Ahora cortaremos unas finas lascas de queso. En este caso utilizar el pelapatatas será bastante fácil. Ahora cogeremos esas lascas y las pondremos por encima de la sandía Y añadiremos un poco de aceite de oliva virgen extra.

Para acabar, le pondremos por encima unas escamas de sal, yo le he puesto de sal de Nepal pero puede ser de otro tipo.

Ahora, solo nos quedara servirlo, y a disfrutar!!

Refresco de sandia

El calor está apretando de lo lindo, hay varias maneras de combatirlo. Hoy os voy a mostrar una, simple y muy agradable.
Se trata de un buenísimo refresco de sandía. Te garantizo que te enfriarás más rápido de lo que tardas en freír un huevo en la acera caliente (escena típica de noticiero veraniego).

INGREDIENTES (3 personas)

  • 2 tazas de trozos de sandía sin semillas
  • Zumo de 1 lima
  • 1 taza de cubitos de hielo (unos 6 cubitos de hielo de una bandeja estándar)
  • Unas hojas de albahaca fresca (opcional)

PREPARACIÓN
Primero cortaremos los trozos de sandía les quitaremos la piel y los meteremos en la batidora de vaso. A continuación, pondremos el zumo de la lima y añadiremos el hielo.

Batiremos todo a una velocidad alta. Primero se irá batiendo la sandía e irá haciéndose líquida y luego llegará el turno del hielo. Es posible que al principio os cueste que se triture ya que hay muy poco líquido pero podéis ir apretando hacia abajo, Ojo siempre con la batidora apagada!!

Cuando tenga la textura de batido ya solo nos quedará servir de inmediato.

Adornaremos con unas rodajas de lima y sandía, e incluso podemos poner un poco de albahaca fresca, aunque esto es opcional.

Como habéis visto es impresionantemente fácil de hacer, pero el resultado es muy bueno y especialmente combativo contra el calor

Ahora solo nos queda refrescarnos y, a disfrutar!!

Empedrat de alubias blancas y bacalao


El empedrat (empedrado) es una ensalada sencilla y refrescante muy típica en Cataluña. Los ingredientes principales son las alubias, el bacalao o el atún, tomate, cebolla tierna, pimiento verde o rojo, olivas y un buen chorro de aceite.

Es uno  de aquellos platos que apetecen tanto en verano, frescos, fáciles de hacer y muy nutritivos.

INGREDIENTES  (2 personas.)

  • 250 g de alubias blancas (recomiendo las mongetes del ganxet . ( Dop del Valles )
  • 200 g de atún en aceite y/o bacalao remojado. 
  • 2 tomates de ensalada.
  • 1/2 pimiento verde y/o rojo.
  • Dos huevos duros
  • una cebolla tierna
  • Olivas negras (opcional)
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Vinagre de Modena
  • Perejil fresco picado
  • Sal y pimienta

 PREPARACIÓN :

hay dos maneras de hacerlo, la fácil, y la larga. La diferencia básica radica en que hagamos nosotros las alubias o las compremos ya cocidas. 

Como ya hemos dicho que este era un plato que apetece por ser fácil de preparar, utilizaremos alubias compradas ya cocidas. Aconsejo comprar la legumbre ya cocida en vuestra tienda de confianza. Ahorraremos tiempo y nos garantizamos una alubia bien cocida. 

Aunque, si lo preferís podéis cocerlas vosotros mismos, si no sabéis cómo, me lo preguntáis y os lo indico. 

Pondremos el bacalao en remojo para que pierda la sal. 

Buen,  pues, como ya tenemos las alubias cocidas ahora pondremos a cocer los huevos hasta que estén duros. Una vez duros los pelamos y los cortamos a trocitos. 

Cortaremos también a dados el pimiento y la cebolla. El pimiento podéis utilizar o solo de un color, o un poco rojo y otro poco de verde así le daremos más colorido a la ensalada. 

Rayamos el tomate y le ponemos un poco de sal aceite y pimienta y unas gotas de vinagre de Modena. 

Y desmenuzaremos el bacalao que antes habíamos dejado en remojo. Es lo que en Cataluña se llama esqueixar. Se trata de  ir sacando tiras de bacalao con las manos. Ya que queda más deshilachado que con cuchillo y el aliño penetra mejor y queda más sabroso.


Prepararemos el plato, poniendo las alubias en el fondo y por encima el bacalao y el atún que tambien  desmigaremos. Seguiremos poniendo por encima las verduras picadas, el huevo duro y si os gustan las olivas (sin hueso) y a continuación lo aliñaremos con el tomate. 

Por último rociaremos con aceite y pondremos un poco de perejil y ya lo tendremos! 

Se puede dejar un rato en la nevera antes de servir para que así esté todavía más fresquito. 

En esta ocasión he puesto una parte de bacalao y otra de atún, pero se puede poner solo una cosa, ambas, o incluso gambas

De cualquier forma estará bueno, y ya sabéis, a disfrutar!!

Ensalada de melva y queso fresco de cabra


La veía en la estantería pero no la había utilizado todavía en mis recetas, me estoy refiriendo a la Melva. 

La melva pertenece a la familia de los Scombridae, como el atún, el bonito o la caballa entre otros. Como todos los pescados azules la melva es un alimento muy saludable y de elevado valor nutricional, ideal para mantener una dieta sana y equilibrada, típicamente mediterránea. También es muy recomendable para mujeres embarazadas y para la alimentación infantil.

la melva  es una excelente fuente de proteínas y de minerales como el magnesio, el fósforo, el hierro y el yodo, y vitaminas del grupo B, A y D. Se encuentra entre los pescados que poseen entre un 5 y un 10% de grasa, es rico en ácidos grasos omega-3 que previenen las enfermedades cardiovasculares y algunos tipos de cáncer.

Pues eso, que con un producto como este seguro, que sale un magnífico plato. Y ahora que ya estamos en verano, apetitoso y fresco

INGREDIENTES (para 2)

  • Ensalada tipo mezclum o similar
  • Queso fresco de cabra (si no tienes de de cabra puedes utilizar algún otro fresco) 
  • Una lata de Melva en aceite de oliva
  • Reducción de vinagre balsámico de Módena
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Sal y pimienta

PREPARACIÓN:

Pondremos los diferentes tipos de ensalada en un bol y los cortaremos para que queden más pequeños que sean más fáciles de comer. Cortaremos también el queso en trocitos. Y claro, solo falta trocear también la Melva. 

Pues, cuando ya tengamos todo troceado lo ponemos en un bol y lo mezclamos. Una vez mezclado lo aliñaremos con sal, pimienta, aceite de oliva virgen extra   (podemos utilizar el aceite que llevaba la conserva de Melva) y reducción de vinagre de Módena. 

Y ahora, solo nos queda emplatar y servir y como siempre, a disfrutar!!

Habas a la catalana (faves a la catalana)


Hoy os pongo una de las recetas más típicas de Cataluña, y a mi entender, una de las más sabrosas.  Os estoy hablando de las faves a la catalana

Las habas viven su época de esplendor durante la primavera, en plena temporada. Además de ser muy sabrosas nos aportan una buena cantidad de hierro, folatos, magnesio y potasio. 

Existen bastantes formas de cocinar las habas, aunque las más populares son en ensalada, salteadas o en guisos, pero a mi las que más me gustan son las faves a la catalana. 

Aunque  este plato se puede hacer con haba congelada, recomiendo utilizar habas frescas y mejor si son ecológicas).
Este plato aparte de aportarnos los nutrientes, el placer, el sabor, y demás. También nos sirve como terapia anti estrés. Hay quien se dedica a reventar plástico de bolas pero pelar habas también es muy divertido y más, si lo hacemos bien acompañados.  

INGREDIENTES (para 2)

  • 2 lonchas de panceta
  • 3 tomates maduros
  • 1 copa de vino tinto
  • 500 g de habas frescas y peladas (necesitarás unos 3-4 kilos con vaina)
  • 1/2 butifarra negra (o morcilla)
  • 1 ramita de menta fresca
  • 1 hoja de laurel
  • 1 ramita de romero
  • 1 trozo de chorizo
  • 1 cebolla picada
  • 4 ajos
  • agua
  • sal
  • aceite de oliva
  • Una copa de moscatel


ELABORACIÓN

En primer lugar tendremos que pelar las habas y lavarlas bajo el agua. Luego, mientras escurren, preparamos el resto de ingredientes. Picamos la cebolla, el ajo en trozos pequeños y los tomates en trozos medianos .

En una cazuela, doraremos la panceta cortada en trozos junto con los ajos.
Seguidamente incorporamos la cebolla y le damos unas vueltas.
Añadimos también el laurel y la ramita de romero y lo mezclamos durante 3 o 4 minutos. 

A partir de este momento, ponemos el tomate cortado, lo tapamos y dejamos reducir unos 7-8 minutos.

A continuación, agregamos la copa de vino tinto, lo volvemos a tapar y lo dejamos reducir otros 10-15 minutos a fuego bajo para hacer el sofrito.

Incorporaremos las habas, la ramita de menta, lo cubriremos con agua, pondremos un poco de sal y lo dejaremos cocer unos 40-45 minutos a fuego medio-bajo.

Es importante ir comprobando que no se seque, ante la duda, podemos añadir un poco más de agua. 


Unos minutos antes de que esté listo, añadimos el moscatel, la butifarra y el chorizo cortados en rodajas y dejamos reposar.

Ahora ya tenemos el plato de habas a la catalana listo pero, os recomiendo que lo dejéis para el día siguiente. Si, ya se que con el olorcillo os va a ser muy difícil resistirse pero…

Este plato de faves a la catalana sabe mejor bien reposado. De un día para otro los sabores de esta receta tradicional catalana quedan más conjuntados. Así que paciencia. 

Y de cualquier manera, esperéis o os las comáis sin esperar, ya sabéis… a disfrutar!!

“BOMBONES” DE MELÓN CON JAMÓN Y VINAGRETA DE PIÑONES


Ya ha llegado la primavera y con ella empiezan los platos fresquitos. Ya os he dicho en alguna ocasión que se puede obtener un sorprendente resultado sin complicarse demasiado la vida. En esta ocasión os recomiendo el típico melón con jamón, pero un poco arregladito. 

Aunque los ingredientes son muy básicos es  importante que el melón esté maduro y que el jamón esté cortado a lonchas muy finas, para que den un toque pero que no tengan demasiada presencia.

INGREDIENTES (para 4)

  • 1/2 Melón tipo piel de sapo.
  • Jamón Ibérico en lonchas finas
  • 2 cucharadas de Aceite de oliva virgen
  • 2 cucharadas de piñones tostados
  • 1 cucharadita de vinagre de Manzana
  • Pimienta de colores recién molida
  • Sal Maldon

PREPARACIÓN:

Cortaremos el melón por la mitad y con una cuchara especial, sacaremos bolas de melón (si no tenéis la herramienta podéis hacer cubos con el cuchillo pero os recomiendo que la tengáis pues vale poco y es muy útil) 


Si os salen muy redondas podéis cortarle Cortarle una pequeña base para  apoyarlas y en la parte superior podéis vaciarlas un poco con un cuchillo si queremos introducir el jamón dentro, pero si lo quieres hacer más fácil, ni siquiera hace falta ya que pondremos en jamón por encima. 
Cortaremos tiras pequeñas de jamón ibérico en trocitos más pequeños y las enrollaremos  para así rellenar las bolas de melón. Aunque como os he dicho podéis poner las tiras de melón simplemente por encima de los “bombones de melón”

Para la vinagreta de piñones, primero tostaremos un poco los piñones en una sartén sin aceite con cuidado que no se quemen y luego los pondremos en un mortero y los machacaremos un poco. Añadiremos el vinagre y el aceite de oliva y  emulsionaremos con unas varillas y resérvaremos 
Ya tenemos todo así que emplataremos colocando los bombones en un plato añadiendo un poco de la vinagreta por encima

Sobre los bombones de melón podemos poner unas escamas de sal Maldon y un poco de pimienta negra recién molida y unas gotas de aceite. Aunque hay que ir con cuidado de no poner demasiada sal ya que el jamón ya es salado. 

Ahora lo podéis servir como aperitivo o incluso como primer plato y, ya sabéis, a disfrutar!!