ALCACHOFAS RELLENAS

La receta de alcachofas rellenas se puede hacer con diferentes tipos de relleno, por ejemplo jamón o salmón pero en este caso la pongo con carne picada que queda muy buena.

A la alcachofa se le atribuyen muchas propiedades, en su mayoría vinculadas al funcionamiento del hígado y la vesícula. Favorece la digestión y a la eliminación de toxinas por la orina. Por ello, la inclusión de esta verdura en la dieta aporta grandes beneficios para la salud y además está riquísima.

INGREDIENTES para 2 personas

  • 6 alcachofas
  • carne picada
  • 1 cebolleta
  • 1 diente de ajo
  • 2 cucharadas de tomate frito
  • 1 copa de vino tinto
  • Sal y pimienta
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Zumo de limón
  • Agua
  • Queso para gratinar (mozzarella o el que prefiráis)
  • PREPARACIÓN
  • Comenzaremos limpiando las alcachofas.

    Para ello, empezaremos con un bol grande lleno de agua en el que exprimiremos zumo de limón. Esto no servirá para que a medida que vayamos limpiando las alcachofas las vayamos introduciendo y así no se oxidarán.

    Comenzaremos a limpiar cortando el tallo, una vez cortado lo pelaremos y lo introduciremos en el agua con limón

    Quitaremos las hojas externas que son las más duras y cortaremos la punta de la alcachofa, seguidamente vaciaremos el centro dejando un buen hueco para luego poder rellenarlas. A medida que las tengamos preparadas, las iremos sumergiendo en el agua con limón

    Una vez limpias, las escurrimos, secamos y ponemos en una cacerola cubiertas con agua con sal. Cocinaremosa fuego suave unos 20 minutos hasta que estén tiernas.

    Escurrimos y secamos el exceso de agua con papel absorbente y reservamos.

    Mientras se cocinan las alcachofas, prepararemos el relleno.

    Pelamos una cebolleta y un diente de ajo y los troceamos bien finitos, ahora podemos aprovechar para cortar también muy pequeño los troncos de la alcachofa y agregarlo a la sartén.

    Ponemos todo a pochar en una sartén con aceite y sal. Una vez transparentes, añadimos la carne, salpimentamos y rehogamos todo un par de minutos.

    Pasado este tiempo, añadimos el vino y subimos el fuego hasta que reduzca. Luego añadimos el tomate frito y dejamos cocinar durante 5 minutos a fuego suave.

    Retiramos del fuego y procedemos a rellenar las alcachofas apretando bien para que quede compacto.

    Una vez rellenas, espolvoreamos con queso rallado y ponemos en el horno a gratinar unos 5 minutos hasta que el queso se haya fundido,.

    y ahora solo nos quedará emplatar y… A disfrutar!!

    Tortilla de calabacín

    Siempre intentó que los platos y recetas que pongo sean fáciles y rápidas, a la par que deliciosas.

    Pero alguno de vosotros me habéis dicho que estáis negados en el tema de cocinar (ya sabéis quiénes sois 😉)

    Intentaré poneros alguna receta realmente fácil para que vayáis empezando a coger afición.

    Una receta súper fácil, esta tortilla de calabacín es rápida, buena y barata. Si es que lo tiene todo!

    INGREDIENTES (para 2)

    • 1 calabacín grande o 2 pequeños
    • 6 huevos
    • 1 cebolleta grande
    • sal
    • aceite de oliva virgen extra

     PREPARACIÓN

    Empezaremos limpiando la cebolleta deshaciéndonos de la parte verde y de la capa más externa y la cortaremos finita.

    Lavaremos muy bien el calabacín bajo el grifo, frotando bien la piel. Lo secaremos y lo cortaremos en rodajas o en cuadraditos del mismo tamaño (yo prefiero cuadraditos) desechando los extremos.

    En una sartén, pondremos a pochar la cebolleta a fuego suave con una pizca de aceite. Cuando empiece a estar tierna y transparente añadimos el calabacín, salamos y dejamos cocinando hasta que haya soltado toda el agua y esté tierno.(esto lo podéis comprobar pinchando un trocito del calabacín con la cuchara de cocinar)

    Mientras tanto, batimos los huevos en un bol.

    Una vez que las verduras estén cocinadas las escurrimos muy bien (esto lo podemos hacer con ayuda de un colador, pues es muy importante que el calabacín pierda todo el liquido ya que si no, es más difícil de cuajar la tortilla) y las incorporamos a los huevos batidos, removiendo para que queden repartidos.

    Pondremos unas gotas de aceite en una sartén antiadherente, y cuando esté caliente añadimos la mezcla de huevo cebolleta y calabacín. Dejamos que se vaya haciendo, a fuego suave.

    Es importante no ir removiendo como locos la mezcla en la sartén, hay que dejar que se vaya haciendo una costra y cuando la tortilla se separe facilmente de los laterales, le daremos la vuelta. Para ello podéis ayudaros de un plato

    Continuaremos calentándola hasta que esté hecha a nuestro gusto. Podéis dejarla cuajada por el centro o más hecha , dependiento de vuestra preferencia.

    Ya solo nos quedará emplatar y … A disfrutar!!

    HAMBURGUESA DE TERNERA EN SALSA DE OPORTO

    He estado unos días sin escribir nada, estaba de vacaciones de navidad, pero no por eso, ni mucho menos, he dejado de cocinar. He hecho nuevos platos qué poco a poco os iré poniendo.

    De momento aprovecho para desearos un feliz año!!

    En un post anterior ya os explicaba cómo hacer las hamburguesas caseras

    Pero si queréis ahorrar tiempo podéis utilizar hamburguesas ya preparadas, pero que sean de buena calidad, contad con vuestro carnicero de confianza

    INGREDIENTES para 4 personas

    Para las hamburguesas (ver receta)

    • 600 g de buena carne picada (puede ser toda de ternera o, si preferís, podéis mezclar ternera y cerdo). Pero en cualquier caso que sea de calidad.
    • 4 Huevos
    • Queso de cabra en rulo
    • Una Cebolleta.
    • Perejil fresco.
    • Alcaparras (opcional)
    • Mostaza antigua.
    • Sal y pimienta.

    Para la salsa de oporto

    • 1/2 cebolla,
    • 150 ml de vino de Oporto
    • 100 ml de caldo de carne,
    • 15 ml de aceite de oliva,
    • 5 gr. de mantequilla,
    • 5gr de harina de maíz y
    • una pizca de sal.

    Para la cebolla caramelizada

    • Cebollas rojas
    • Azúcar moreno
    • Vinagre balsámico de Modena (opcional)
  • PREPARACIÓN

    Lo importante, es que tengáis hechas las salsas y los acompañamientos antes de hacer la hamburguesa. Luego simplemente tenemos que hacer la barbacoa y acompañar

    Pero primero, empezaremos preparando las hamburguesas (a no ser que las hayáis comprado hechas) ya que es bueno que la carne repose a temperatura ambiente antes de cocinarla.

    Haremos también cebolla caramelizada, supongo que ya os la he puesto en alguna otra receta (ahora no recuerdo) pero como es muy fácil os lo recuerdo aquí.

    Cortaremos las cebollas (las que queráis, ya que luego podemos guardarlas para otra ocasión ) en juliana y las ponemos a pochar en una sartén con un chorro de aceite y una pizca de sal. Tapamos y dejamos que se hagan a fuego medio-lento durante 15-20 minutos, hasta que estén bien transparentes y blandas. Posteriormete añadimos azúcar moreno una o dos cucharaditas (podemos tambien poner unas gotas de vinagre de Módena), removemos, volvemos a tapar y dejamos que siga haciéndose hasta que el volumen se haya reducido al menos a la tercera parte y reservamos.

    Una vez tengamos todo a punto y las hamburguesas preparadas, empezaremos a cocinarlas. Yo aconsejo que la hagáis en la bbq, pero si no tenéis barbacoa las podéis hacer en la plancha.

    Para ello pondremos el fuego a tope (en la bbq a fuego directo) y las haremos unos 4~5 minutos por cada lado.

    Emplataremos con la salsa de oporto en la base, la hamburguesa, y por encima de ella la cebolla caramelizada y una lasca de Parmesano por encima.

    Hay varias maneras de enriquecer el plato dependiendo si queréis quedar como los dioses del hamburguesa, o no. Si es que si seguid leyendo…

    Una buena opción es acompañar el plato con una compota de manzana y si queréis rozar el cielo, podéis incorporar un poco de mermelada de Bacon, os aseguro que alucinaréis, y alucinarán.

    Y ya solo me queda desearos de nuevo un feliz año y… a disfrutar!!

    Solomillo al cava

    Esta es la última receta que os pongo antes de Navidad, porque luego os pondré una entrada con la recopilación de recetas de Navidad que muchos de vosotros ya estáis pidiendo para así tener tiempo de hacerse con los ingredientes. Asi que de momento os paso esta, que también es muy navideña a la espera del siguiente Post.

    Ya os he puesto otras recetas de solomillo, como el Wellington que realmente queda espectacular, pero aquí os dejo una que es muchísimo más fácil y también queda muy bien ,

    INGREDIENTES. ( para 4 )

  • 2 solomillos de cerdo.
  • 2 dientes de ajo.
  • Un cebolla roja
  • Moixernons secos, ( o cualquier otra seta que tengáis a mano incluso con champiñones sale espectacular)
  • Una ramita de romero
  • 250 ml. de cava.
  • 250 ml. de nata líquida.
  • Aceite de oliva.
  • Sal y pimienta.
  • (Una picada de perejil, ajo, almendras y pan tostado)
  • Cebollino (opcional)
  • PREPARACIÓN:

    Pelaremos y picaremos los ajos en trozos muy pequeños.

    Cortaremos los solomillos en unos cuatro o cinco trozos aproximadamente y los salpimientaremos.

    Picaremos la cebolla.

    Pondremos a calentar un chorrito de aceite de oliva ( muy poco) en una cazuela y cuando el aceite esté caliente, echaremos los ajos y los doraremos con cuidado de que no se quemen.

    Cuando los ajos estén dorados los sacaremos.

    Incorporaremos la carne a la cazuela con la temperatura muy caliente, ya que nos interesa sellarlos. No pondremos más aceite, únicamente queremos que el poco que pusimos tenga el gusto del ajo. Iremos girando la carne para que se selle por todas las caras.

    En el momento en que los solomillos estén dorados, los reservaremos.

    En la misma cazuela y aprovechando la grasa de sellar la carne y, si fuera necesario, con un poco más de aceite pocharemos la cebolla a fuego lento hasta que esté blandita y comience a tomar color.

    A continuación, agregaremos la ramita de romero, las setas y añadiremos el cava. Lo llevaremos a ebullición a fuego vivo durante unos 5 minutos o hasta que veamos que se ha evaporado todo el alcohol.

    Dejaremos que las setas y la cebolla terminen de cocinarse mientras el alcohol del cava se evapora y se reduce la salsa hasta casi desaparecer el líquido.

    Sacaremos el romero, puesto que no queremos que nos de demasiado sabor

    Volveremos a introducir los medallones de solomillo en la cazuela y añadiremos la nata líquida.

    Cocinaremos a fuego medio- bajo con la cazuela tapada durante unos 15 minutos. En ese tiempo la carne se cocinará y quedará jugosa y al final le ponemos la picada y la salsa espesará y adquirirá un sabor especial.

    Serviremos caliente, espolvoreando con pimienta y con cebollino muy picado.

    Este plato lo podemos hacer el día anterior para evitarnos estar en la cocina el día de Navidad o de la fiesta que se tercie.

    Y ahora si, más que nunca…a disfrutar!!

    Ensalada de judías blancas con tomate

    En un Post anterior ya os explicaba la manera de hacer las judías blancas. Este plato queda muy bien con esas judías, pero si queréis hacerlo rápido y no tenéis judías conservadas, podéis hacerlo con judías blancas compradas, pero es importante que sean de buena calidad.

    Las judías blancas aportan propiedades y beneficios excelentes para la salud.Uno de de ellos es que al contener fibra y proteína vegetal, son saciantes y regulan el tránsito intestinal.

    La fibra de las alubias contribuye a regular el azúcar en sangre, algo muy interesante para personas con diabetes. Además ayuda a prevenir el estreñimiento de manera natural y entre otras cosas, son una fuente natural de calcio.

    Si a eso sumamos las propiedades del resto de productos, en especial las fantásticas propiedades del tomate, ya tenemos un plato super sano

    INGREDIENTES (para 2)

    250g de judías blancas

    unos cuantos tomates cherry, o de otro tipo,(en la de la foto he puesto tomates de colgar)

    2 cebolletas,

    queso tierno de cabra

    1 cucharada de zumo de limón recién exprimido

    2 cucharadas de aceite de oliva virgen extra

    Sal y pimienta negra recién molida

    Albahaca fresca

    PREPARACIÓN

    Lavaremos y escurriremos las judías blancas

    Pelaremos y cortaremos las cebolletas (la parte blanca). Cortaremos también los tomates a tamaño mordisco, si son cherry los podemos cortar por la mitad.

    También cortaremos el queso en cuadraditos pequeños, yo he utilizado queso tierno de cabra, pero podés utilizar cualquier otro tipo de queso que os guste, por ejemplo, queso feta.

    Ahora, haremos el aliño. Para ello pondremos en la batidora el limón, el aceite, la mitad de las hojas de albahaca, sal y pimienta y trituraremos hasta hacer una salsa emulsionada.

    Mezclaremos en un cuenco todos los ingredientes, o si preferís directamente ya en el plato.

    Aliñaremos y removeremos con cuidado para que se impregnen todos los ingredientes con el aliño.

    Decoraremos con el resto de las hojas de albahaca fresca.

    Y ya tendremos lista, nuestra ensalada sana y rica y… A disfrutar!!

    Estofado de pavo (otro) con patatas y manzana

    Ya os he puesto otra receta de estofado de pavo pero ya sabéis que a mí me gusta ir modificando recetas para obtener diferentes resultados por lo que aquí os pongo otra que utilizando el mismo producto nos dará un resultado también muy rico

    ya os comentaba que los estafados suelen hacerse con carne de ternera, pero si utilizamos carne de pavo será más ligero.

    La carne del pavo tiene como componente principal el agua, ya que se presenta alrededor del 75% de su composición, lo que hace que sea un alimento con pocas calorías.

    Sus proteínas son de alto valor biológico, contiene todos los aminoácidos esenciales que nuestro organismo necesita. Además, tiene poco contenido de grasa y de colesterol, lo que convierte al pavo en una de las mejores carnes magras del mercado.

    INGREDIENTES

    • 500 gr de pavo troceado

    • 1 cebolla

    • 1 diente de ajo

    • 1 manzana golden

    • 2 zanahorias

    • 2 patatas (opcional para paleos estrictos)

    • 1 ramita de romero fresco

    • Pimienta negra molida

    • Sal

    • 2 cucharadas de AOVE (aceite de oliva virgen extra)

    • 100 ml de vino tinto

    • ½ litro de caldo de pollo

    PREPARACIÓN

    Empezaremos picando la cebolla y el ajo y los sofreiremos en una cazuela a fuego alto con un par de cucharadas de aceite de oliva.

    Mientras tanto, iremos pelando las zanahorias, las cortaremos en rodajas finas y las incorporaremos a la cazuela.

    Cuando se haya pochado todo un poquito, añadiremos el pavo ( que previamente habremos salpimentado) y cocinaremos durante un par de minutos sin parar de remover hasta que la carne cambie de color.

    Incorporaremos el vino, y dejaremos que hierva hasta que se evapore el alcohol.

    Añadiremos las patatas (opcional si quieres reducir hidratos, aunque si no ponemos patatas poner alguna manzana más) y las manzanas peladas y troceadas. Salpimentaremos e incorporaremos el caldo.

    Cuando empiece a hervir pondremos una ramita de romero fresco y dejaremos que se cocine a fuego medio durante 20 minutos.

    Luego, ya sabéis, emplataremos y… A disfrutar!!

    Tartar de fuet o longaniza

    A esta receta la he llamado tartar, porque tiene pinta de tartar y, parece un tartar pero a diferencia del auténtico tartar, no está hecho con carne cruda, o si, si consideramos cruda la carne del fuet.

    La auténtica receta del tartar tiene diferentes orígenes que no quedan claros. Unos dicen que fue importada de la Polinesia Francesa y viene del apelativo tartare, que en francés significa crudo. Otra versión hace referencia, a los pueblos Tartaros de Asia Central.

    En cualquier caso, yo he decidido hacerla porque aquí en Cataluña, el fuet es un ingrediente muy importante y típico, aunque, si no encontráis fuet, la podéis hacer con cualquier otro tipo de salchichón.

    INGREDIENTES:

    Para picar 4 personas, como aperitivo

    • 70 g de fuet
    • 1 cucharadita de pasas
    • 20 g de pepinillo agridulce
    • 20 g de cebolla roja
    • 1 cucharadita de miel
    • ½ cucharadita de mostaza de Dijon
    • 1 yema de huevo de codorniz
    • 1 vaina de cebollino

    PREPARACIÓN:

    una vez tengamos todas las ingredientes preparados, lo primero que haremos será quitar la piel al fuet.

    Una vez pelado, lo trocearemos y lo pondremos en la picadora junto con las pasas. Trituraremos el fuet y las pasas hasta dejarlo todo fino, pero no triturado del todo.

    Lo pasaremos a un bol. A continuación picaremos a cuchillo el pepinillo y la cebolla.

    Una vez cortadas muy pequeñito, mezclaremos en el bol, el fuet, las pasas, el pepinillo, la cebolla roja, la miel y la mostaza hasta crear una pasta homogénea.

    Ayudándonos de un aro de emplatar formaremos el tartar. Apretaremos bien para que quede consistente.

    Cortaremos el cebollino también pequeñito y espolvorearemos con él el tartar.

    Por último, antes de servir, separaremos la yema de la clara del huevo de codorniz (si no tenéis de codorniz, podéis utilizar uno de gallina) y la pondremos encima del tartar.

    Podemos servirlo solo o acompañado de, por ejemplo, crackers.

    Y, a partir de aquí… A disfrutar!!.